Si te han salido puntitos rojos en el pene, si se te ha inflamado el prepucio o el glande, si este último está demasiado rojo, si sientes ardor y picor tanto en el glande como en el resto del pene, si te han salido manchas rojas a lo largo del pene, o si has observado secreciones blancas debajo del prepucio con mal olor, es probable que tengas Balanitis.

 

La Balanitis no es una enfermedad sino el nombre que se da a la infección e inflamación del prepucio y/o glande y que está causada por varios motivos. Algunos no tienen gran importancia y no debes preocuparte pero otros requieren tratamiento urgente. Te los contamos.

 

Si te han salido unos puntitos rojos en el pene pero no tienes ningún tipo de dolor o escozor, lo más seguro es que no sea absolutamente nada y en un par de días desaparezcan.

 

Muchas veces se trata de una reacción alérgica al lubricante del preservativo, espermicidas, al látex o a algún jabón que puede ir acompañada de una pequeña irritación.

 

En otros casos, pueden aparecer después de la relación sexual como consecuencia de una fuerte erección, siendo esos puntitos rojos vasos capilares dilatados que desaparecerán sin ningún problema.

 

Herpes genital

 

Este tipo de enfermedad es contagiosa.

Si primero notaste un hormigueo en el pene, seguido de picor, dolor y después aparecieron los puntitos rojos, puede que estemos hablando de un herpes genital causado por el microbio del Herpes Simple (VHS). Se trata de una ETS (Enfermedad de Transmisión Sexual) cuyos síntomas se manifiestán en los 12 días siguientes al contagio y pueden llegar a durar más de 20.

 

En el caso del VHS, los puntitos rojos tardan dos días en convertirse en ampollas que contienen un líquido blanquecino. Éstas se acaban por romper y dan lugar a unas dolorosísimas úlceras que tardan 10 días en curarse. Aunque es una enfermedad muy molesta, no te asustes porque tiene fácil tratamiento y existen numerosas terapias para aliviar el dolor.

 

Fimosis, gonorrea, candidiasis

 

La fimosis es la dificultad para retraer el prepucio, lo cual provoca que entre la piel el glande se acumule una sustancia llamada esmegma, blanca y grasa, que da lugar a mal olor e infecciones.

 

Son muchas las causas que pueden estar detrás de una Balanitis

 

Aunque la fimosis y la gonorrea (ETS) son causas frecuentes de la balanitis, la más común es la candidiasis. Se trata de una infección producida por el hongo Cándida Albicans. En estos casos, los puntos rojos no son dolorosos y tras el lavado se convierten en costra blanca que se cae sola. Es contagioso y se puede curar fácilmente con una pomada.

 

Como ves, son muchas las causas que pueden estar detrás de una Balanitis, así que si has observado unos pequeños puntos rojos en tu pene ni lo dudes. Acude a tu médico de cabecera o dermatologo y él sabrá cómo tratarlo.

 

 

 

3 thoughts on “Puntos rojos en el pene, ¿es peligroso ?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *